¡Esto es un escandalo!

No tendría sentido negarlo, la tendencia mueve mundos y mercados y lo que ayer estaba de moda hoy está desterrado al cajón del abandono. Y viceversa: los cánones de la modernidad abrazan lo ‘normcore’, Lo vintage vuelve a tener el encanto perdido, el tomate casero asola a la marca blanca global de los hipermercados y la televisión alimenta la fiebre ‘foodie’.… Continuar leyendo